Galerías Velvet

Manuela Vellés: “Luisa es un personaje que da mucho juego y dará alguna que otra sopresa al espectador”


Manuela Vellés da vida a Luisa, una costurera que trabaja para lasGalerías Velvet, la serie sobre moda centrada en los años 60 que graba Antena 3. Las Galerías Velvet son el referente de la alta costura. Entre sus paredes se encuentran los trajes más elegantes, sofisticados y caros de toda la península.

Vellés es una joven actriz madrileña que lleva trabajando desde los 18 años en cine y televisión. Le gusta participar en series de época y está feliz en su nuevo proyecto, Galerías Velvet.

¿Cómo es su papel en esta serie de Antena 3?
Mi personaje es de un pueblo de Cantabria y llega a Madrid a trabajar en Galerías Velvet. Soy una chica muy inocente, mi marido está enfermo y tengo que ser yo la que lleve el dinero a casa para pagar los médicos. Mi papel está dentro de los talleres de las galerías, todo el día cosiendo.

Y en la vida real, ¿qué tal se le da la costura?
Ja, ja, ja… La verdad, hasta ahora no había cosido nunca y nos han dado clases de coser a mano, utilizando la aguja y el dedal. También hemos aprendido a coser con las máquinas de la época, con pedales. La verdad es que ha sido divertida la experiencia. Todavía me queda mucho por aprender; porque es todo un arte.

¿Cuándo ha sido la última vez que ha trabajado en televisión?
En “Hispania”, serie de la misma productora que esta y para la misma cadena. Hicimos tres temporadas. Estaba ambientada dos siglos antes de Cristo y me gustó mucho.

Va usted de serie de época en serie de época
En general, se están haciendo muchas series de época y a la gente parece que le gustan. Es interesante conocer otros tiempos y ver otras costumbres, y resultan trabajos muy vistosos. También hay vestuario muy diferente al actual, peinados muy distintos…

Hablemos de su trayectoria, ¿por qué decidió ser actriz?
A mi, de pequeña, siempre me había divertido todo lo que era disfrazarme, cantar, bailar y actuar. Como a los 15 o 16 años empecé a pensar a qué me iba a dedicar en la vida, me apunté a la escuela de teatro y descubrí que me divertía mucho. Empecé a estudiar por un lado Comunicación Audiovisual y por otro lado Interpretación. Con 18 años tuve mi primer trabajo como actriz. En casa me apoyaron y no me pusieron pegas.

Su primer trabajo fue en la película “Caótica Ana”
Sí, un papel precioso que hizo que me enamorara más si cabe de esta profesión.

¿Qué medio le gusta más?
Yo diría que el cine. Primero, porque como espectadora amo el cine y me gusta ver películas sin parar. El hecho de poder hacer una película me parece un sueño. Hacer cine es un proceso más cuidado que el de la televisión, se mima más el detalle y tienes más tiempo de ensayos. Me permite preparar mejor mi trabajo y disfrutarlo más. Y tiene la magia de la pantalla grande.

No corren los mejores tiempos para el cine
Esa magia no puede morir. Tenemos que seguir disfrutando de estas historias que nos cuentan a oscuras. Sé que no son los mejores tiempos, porque hay cine en televisión y la gente se lo descarga de internet, pero la magia de ver una película en una sala es una maravilla, no tiene precio. Nada es igual. Eso se tiene que mantener, porque el cine también es un plan: quedas con alguien, vas a la sala, todo el mundo está callado…

¿Ve cine en su casa?
Sí, pero no es lo mismo. Te levantas ochenta veces del sofá y te pones a hacer varias cosas a al vez. Cuando estás en una sala de cine te metes en el mundo de la película y es como si la pantalla grande te tragara y formaras parte de las historias que estás viendo. Son dos horas en las que no piensas en nada. A mucha gente eso le parece una maravilla; lo que pasa es que hay otras maneras de ver películas que resultan más baratas, pero merece la pena pagar por ver una buena película y tener dos horas de una experiencia maravillosa a tu disposición.

¿Tiene algún proyecto más entre manos?
En cartelera ahora mismo está “Somos gente honrada”, y como proyecto en realización solo tengo “Galerías Velvet”.

¿Le importa estar trabajando en verano?
No, los actores paramos y tenemos vacaciones cuando no tenemos trabajo. Ahora estamos produciendo lo que veremos en las temporadas de otoño y de invierno. Siempre podemos irnos unos días, los fines de semana. Lo importante es que salgan trabajos y que podamos seguir estando en televisión, cine o teatro.

Pasará calor cosiendo en los talleres de las Galerías Velvet
Sí, pero no importa, yo estoy encantada con mi papel de Luisa. Es un personaje que da mucho juego, que tiene una trama muy interesante, que vivirá intensamente y que dará alguna que otra sorpresa al espectador.

¿Nota la crisis económica?
Claro. Hace dos años había unos que la notaban y otros que no o no tanto; pero a estas alturas la notamos todos en el día a día. En estos momentos estoy trabajando y eso es una suerte.

¿Hay crisis en el mundo de la interpretación?
Siempre ha habido, y ahora más porque hay una crisis general…

Sin embargo, dicen que es uno de los momentos en el que hay más actores
Sí, hay muchos, y además lo hacen muy bien, luego hay mucha competencia. No sé cómo habrá sido en otras épocas pero ahora hay mucha gente con talento y yo la admiro.